SCRIP DIVIDEND Y SUS DIFERENTES TRIBUTACIONES

Compártelo en tus redes:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someonePrint this page

Scrip Dividend y sus diferentes tributaciones. En los últimos años se ha puesto de moda que las compañías del IBEX 35, a la hora de realizar el pago de dividendos, utilicen la fórmula del Scrip Dividend.

 Scrip Dividend


El Scrip Dividend es un sistema alternativo al dividendo en dinero, en el que se paga la remuneración al accionista mediante la entrega de unos derechos por las acciones que posee, derechos que permiten al accionista bien cobrar el dividendo en efectivo como antaño vendiendo los mismos a la propia compañía, la cual asegura un importe fijo de compra, bien obtener nuevas acciones de la compañía procedentes de una ampliación liberada, o bien vender esos derechos directamente al mercado al precio que rija en el momento de la venta, obteniendo por ellos una determinada cantidad de dinero, que en buena lógica y de actuar con el mínimo sentido común, siempre debe ser superior a la que se obtendría de vender sus derechos directamente a la compañía de la que se poseen las acciones. La fiscalidad en cada uno de los tres casos varía.


En este artículo vamos a ver como tributan cada una de estas tres opciones de las que puede hacer uso el accionista, con el fin tener una visión más amplia de las mismas y poder tomar la decisión adecuada de acuerdo a lo que interese en cada momento.


Para ilustrar la explicación mediante un ejemplo aprovecharemos el Scrip Dividend ofrecido por Telefónica en noviembre del 2014, que asciende a 0,336€ brutos por acción, es decir, Telefónica asegura un pago de 0,336€ por cada derecho que se le quiera vender, o bien a una acción nueva por cada 35 acciones antiguas que se posean. Para ello vamos a suponer que en el momento de realización del Scrip Dividend se dispone de 7.000 acciones de la citada compañía.


Cobro del Scrip Dividend vendiendo los derechos a la compañía

En este caso, y teniendo en cuenta que Telefónica asegura un pago de 0,336€ por acción, eso supone que el importe bruto a recibir será de:

0,336€ x 7.000 acciones = 2.352€

Cantidad que tras aplicar el 21% de retención (493,92€), queda en 1.858,08€ netos.


Aquí, la retribución bruta obtenida, los 2.352€, tributa como rendimiento del capital mobiliario en la base del ahorro a los tipos correspondientes, es decir, y para el 2014, al 21% los primeros 6.000€, al 25% entre los 6.000 y los 24.000€, y al 27% para rendimientos superiores a los 24.000€. No obstante, y teniendo en cuenta la exención de 1.500€ existente para los dividendos procedentes de acciones (en este caso los dividendos ascienden a 2.352€), y si no se hubiera cobrado durante el año ningún dividendo más, solo se deberá tributar la parte correspondiente a 2.352€ – 1.500€ = 852€, lo que supone una cantidad de 852€ x 21% = 178,92€. Debido a que la retención asciende a 493,92€, a la hora de realizar la declaración de IRPF, se recibirá una devolución por este concepto de 315€. Hay que señalar que a partir del 2015 desaparece la exención de 1.500€ para los dividendos procedentes de acciones, y que los tipos del ahorro se modifican a la baja.


Cobro del Scrip Dividend en acciones de la compañía

En este caso, en lugar de vender los derechos a la compañía, se canjean éstos por nuevas acciones procedentes de una ampliación de capital liberada. En este ejemplo, el número de acciones nuevas que corresponden, teniendo en cuenta el número de acciones de que se dispone (7.000), por las cuales se obtiene 1 derecho por cada una, y de acuerdo al número de derechos necesario por cada acción (35), es igual a 7.000/35 = 200 acciones. Si la división no fuera exacta, cabría bien vender los derechos sobrantes al mercado (algo no recomendado, ya que en función de las comisiones que cobre el broker igual hasta se tiene que pagar nosotros por vender algo que es nuestro) o bien comprar nuevos derechos en el mercado hasta completar los necesarios para hacerse con una nueva acción.


Por lo que a la tributación se refiere, el cobro del Scrip Dividend en acciones supone de facto un aplazamiento de la misma, ya que no se tributa en el momento en que se reciben las nuevas acciones, sino que se hará en el momento en que se proceda a su transmisión. Para ilustrar este hecho se puede suponer que las 7.000 acciones de las que se dispone han sido adquiridas en dos veces, comprando 3.500 acciones cada vez. Así pues, de las 200 nuevas acciones obtenidas, 100 se asignan a las adquiridas en la primera compra (ya que son las que corresponderían por ese número de acciones, 3.500 derechos teniendo en cuenta que dan una acción nueva por cada 35 derechos supone 100 acciones nuevas), de tal manera que será como si en esa primera adquisición se hubieran comprado 3.600 acciones, y las otras 100 se asignan a las adquiridas en la segunda compra, donde igualmente será como si se hubieran comprado 3.600 acciones.


Si la compra de las primeras 3.500 acciones se ha hecho a 10€ por acción, se ha desembolsado un total de 35.000€ (se obvian los gastos asociados a la compra). Una vez recibimos las 100 nuevas acciones asignadas a estas primeras 3.500 compradas, es como si efectivamente se hubieran comprado las 3.600 acciones por un montante global de 35.000€, o lo que es lo mismo, a un precio de 9,722 € cada una. Si posteriormente el 1/6/2015 se venden 1.000 acciones (que se corresponderán tal y como establece la normativa a las primeras adquiridas), supongamos que a 12€, se obtendrán un total de 12.000€ (obviando aquí también por simplicidad los gastos de venta), y la ganancia patrimonial obtenida por la que se tendrá que tributar será de 2.278€. La tributación se deberá realizar en el periodo impositivo en el que se realice la venta, haciéndolo en la base del ahorro a los tipos correspondientes, que en 2015 serán del 20% para los primeros 6.000€, lo que supondrá una tributación de 455,6€, la cual corresponderá como se ha dicho al 2015, momento de venta de las acciones, y no al 2014, momento del cobro del Scrip Dividend en acciones.


Cobro del Scrip Dividend vendiendo los derechos al mercado

La tercera opción por la que se puede optar en el Scrip Dividend es la venta de los derechos directamente al mercado, siempre y cuando el precio que se ofrezca como contrapartida en éste sea superior al que ofrece la compañía por los mismos, ya que sino esta actuación carece totalmente de sentido. El importe obtenido por la venta de dichos derechos no soportará ningún tipo de retención y a nivel fiscal se considera una minoración del valor de adquisición de las acciones que los generan.


Lo normal es que el importe obtenido por la venta de dichos derechos al mercado no supere el valor de adquisición de las acciones. En esta situación, y al igual que en el caso anterior, la tributación no se producirá hasta el momento en que se produzca la venta de las acciones.


Para dar un ejemplo, si se ha optado por la venta de los derechos al mercado (y se obtiene por ejemplo 0,35€ por cada uno), cada una de las acciones compradas rebaja su valor de adquisición en esa cantidad. Así pues, si se toman los datos del mismo ejemplo del punto anterior, las primeras 3.500 acciones adquiridas a 10€ cada una, pasarán a tener un valor de adquisición a nivel fiscal de 10€ – 0,35€ = 9,65€, de tal manera que si el 1/6/2015 se procede a su venta por un valor de 12€ cada una y se obtienen 12.000€ (obviando los gastos originados por la venta), la ganancia patrimonial obtenida por la que se deberá tributar será de 12.000€ – 9.650€ = 2.350€, y será en el periodo impositivo en el que se produzca la venta en el que se deba tributar por la misma, haciéndolo en la base del ahorro a los tipos correspondientes, que en 2015 serán del 20% para los primeros 6.000€, lo que supondrá una tributación de 470€, la cual corresponderá como se ha dicho al 2015, momento de venta de las acciones, y no al 2014, momento de venta de los derechos generados por esas acciones.


Otro caso que se puede dar, y que no es infrecuente si se dispone de acciones compradas hace mucho tiempo, es que el importe obtenido por la venta de los derechos supere al valor de adquisición de las acciones. En este caso, el exceso tributa como ganancia patrimonial en el año en que se produzca la venta de los derechos. Aquí la tributación también se hace en la base del ahorro a los tipos correspondientes.


Si se supone por ejemplo que las 7.000 acciones de las que se dispone son acciones antiguas, con un precio de adquisición de 0,2€, y en la venta al mercado de los derechos obtenidos por las mismas se obtienen 0,35€ por cada uno de ellos, la situación que se produce es la siguiente, los primeros 0,2€ obtenidos minoran el valor de adquisición de las acciones hasta hacer que su valor de adquisición sea de 0€, y los 0,15€ restantes tributarán como ganancia patrimonial en el 2014 a los tipos correspondientes. Es decir, 0,15€ x 7.000 acciones = 1.050€ de ganancia patrimonial, que tributarán a los tipos vigentes para el 2014, es decir, al 21% para los primeros 6.000€, lo que hace una tributación total de 220,5€.






Hasta aquí el artículo Scrip Dividend y sus diferentes tributaciones, espero que te haya sido de utilidad. Para recibir más artículos como este, regístrate en el blog y te iré enviando de forma automática los que se vayan publicando. Solo tienes que introducir tu nombre y tu email en el apartado dedicado a ello en la barra lateral. Igualmente, si crees que este blog puede ayudar a más gente, comparte el artículo con familiares, amigos y conocidos en redes sociales.

 

Si necesitas asesoramiento fiscal y/o patrimonial profesional puedes solicitar mis servicios a través de la página de CONTACTO. Rebajaré tu factura fiscal dentro de la legalidad y aumentaré tu rentabilidad patrimonial de forma garantizada y a un precio razonable. NO DEJES PASAR LA OPORTUNIDAD Y COMPRUÉBALO, VERÁS COMO QUEDAS SATISFECHO!!!

Compártelo en tus redes:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someonePrint this page
Posted in Fiscalidad, Inversión, Mercados Financieros.

6 Comments

  1. Una pregunta.
    Me encuentro ahora en renta 2015 con una venta de acciones de Telefónica que me han supuesto unos 9000 euros.
    La mayoría corresponden a script desde 1999.
    El coste de las que he ido comprando es de unos 1000 euros.
    ¿Debo poner en la casilla 285 esos valores de adquisición y transmisión?
    El palo es considerable.
    Espero que puedas ayudarme.
    Muchas gracias,
    Manuel

    • Hola,

      Efectivamente es en esa casilla dónde se declaran las ganancias y pérdidas patrimoniales derivadas de transmisiones de acciones, y por tanto es allí dónde deben ponerse los valores de adquisición y transmisión.

      Entiendo su preocupación por la alta tributación a realizar, pero aquí no hay margen de maniobra.

      Saludos,
      Carlos

  2. Si en el ejemplo que pones a la hora de tributar la venta de acciones suscritas, en la primera venta en vez de corresponder 100, corresponden 99,4 y a la segunda venta corresponden 100,6, ¿ Se hacen los cálculos con estos decimales o se redondea en un caso a la baja y en el otro al alza para hacer dichos cálculos?. Gracias

  3. Creo que para el 2.015 cambia la tributación de los derechos cuando se venden en el mercado. Si se obtienen minusvalias (se vende por debajo del valor teórico), afectará a la valoración de la cartera. En cambio, si se obtienen plusvalias (se vende por encima del precio teórico), tributará en la renta como plusvalias de capital mobiliario.
    ¿Es así?
    Gracias

    • Hola Ricard,

      Antes de nada pedirte disculpas por no haber podido contestar antes, pero en estas fechas cercanas a final de año, los picos de trabajo hacen que sea difícil atender estos comentarios con la prestancia que me gustaría.

      Por lo que a tu cuestión se refiere, decirte que finalmente se ha modificado el proyecto de Ley inicial en este punto y hasta el 1 de enero de 2017 la situación sigue como hasta ahora, es decir, minorando el valor de las acciones que generan los derechos. A partir del 1 de enero de 2017 tendremos que tributar por la ganancia patrimonial obtenida con la venta de derechos de suscripción preferentes (scrip dividend) que se haga al mercado secundario, y esta será una ganancia sujeta a retención a cuenta.

      Espero haberte ayudado y te animo a que te registres en el Blog.

      Saludos,
      Carlos Jiménez

Deja un comentario