IMPUESTO DE MATRICULACIÓN: REDUCCIÓN PARA UNA FAMILIA NUMEROSA

Compártelo en tus redes:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someonePrint this page

Impuesto de matriculación: Reducción para una familia numerosa. Vamos a hablar en este artículo sobre el impuesto de matriculación (regulado en la Ley 38/1992, de 28 de diciembre, de Impuestos Especiales, conocida como LIIEE), artículo que será de especial interés para las familias numerosas, ya que en él se detallará el ahorro del que pueden disfrutar a la hora de matricular el vehículo familiar.


Impuesto de matriculación


Este artículo toma más vigencia por el hecho de que si bien nos encontramos en un momento de profunda crisis económica, no es menos cierto que la bajada que han experimentado los vehículos desde el periodo más alto de expansión económica no deja de ser también notable, lo que hace que, siempre y cuando la economía familiar lo permita, sea este un buen momento para afrontar la compra del vehículo familiar.
 


Hecho imponible, Devengo, Sujeto Pasivo, Base imponible y Tipo de gravamen

En primer lugar señalar que el impuesto de matriculación se exige en todo el territorio español, sin perjuicio de las particularidades del País Vasco y Navarra, y se trata de un impuesto cedido al 100% a las comunidades autónomas. El impuesto debe hacerse efectivo en la provincia en que el sujeto pasivo tiene su domicilio fiscal.

 

Hecho imponible: La primera matriculación definitiva en España o la circulación o utilización de determinados medios de transporte nuevos o usados, como los vehículos automóviles de motor. No obstante, existen determinados supuestos de no sujeción y exenciones en cada uno de los medios de transporte gravados.

 

Devengo: Se produce en el momento en que se solicite la primera matriculación definitiva, o bien, de no solicitarse esta, cuando se utilice el medio de transporte durante más de 30 días. Igualmente, el devengo también se produce siempre que dentro del plazo de cuatro años se modifican las circunstancias que determinaron su no sujeción o su posible exención.

 

Sujeto pasivo: Es la persona o entidad a cuyo nombre se efectúa la primera matriculación del medio de transporte o quien lo utiliza una vez transcurrido el plazo de treinta días mencionado al hablar del hecho imponible.

 

Base imponible: Varía en función del carácter nuevo o usado del medio de transporte. Cuando se trata de un medio nuevo, la base coincide con la del IVA o impuesto equivalente, y a falta de estos, con el importe total de la contraprestación, mientras que si se trata de un medio usado, la base se fija por el valor del mercado.

 

Tipo de gravamen: es el vigente en el momento del devengo, está fijado por la comunidad autónoma donde se produce el hecho imponible y varía en función de la clase de medio de transporte y de la cantidad de CO2 que emite a la atmósfera. En caso de que la comunidad no haya aprobado sus propios tipos de gravamen, los aplicables son los previstos subsidiariamente en la LIIEE.

 

Reducción en el caso de una familia numerosa

Después de este preámbulo entramos en lo que es propiamente el objeto de este artículo, es decir, explicar la reducción existente en el impuesto de matriculación para los vehículos destinados al uso exclusivo por parte de una familia numerosa, reducción que se explicita en el apartado 66.4 de la LIIEE, que se transcribe literalmente a continuación:

 

“La base imponible del impuesto, determinada conforme a lo previsto en el artículo 69, será objeto de una reducción del 50% de su importe respecto de los vehículos automóviles con una capacidad homologada no inferior a cinco plazas y no superior a nueve, incluida en ambos casos la del conductor, que se destinen al uso exclusivo de familias calificadas de numerosas conforme a la normativa vigente con los siguientes requisitos:

  • a) La primera matriculación definitiva del vehículo deberá tener lugar a nombre del padre o de la madre de las referidas familias, o bien, a nombre de ambos conjuntamente.
  • b) Deberán haber transcurrido al menos cuatro años desde la matriculación de otro vehículo a nombre de cualquiera de las personas citadas en la letra a) anterior y al amparo de esta reducción. No obstante, este requisito no se exigirá en supuestos de siniestro total de los vehículos debidamente acreditados.
  • c) El vehículo automóvil matriculado al amparo de esta reducción no podrá ser objeto de una transmisión posterior por actos «inter vivos» durante el plazo de los cuatro años siguientes a la fecha de su matriculación.
  • d) La aplicación de esta reducción está condicionada a su reconocimiento previo por la Administración tributaria en la forma que se determine reglamentariamente. Será necesario, en todo caso, la presentación ante la Administración tributaria de la certificación acreditativa de la condición de familia numerosa expedida por el organismo de la Administración central o autonómica que corresponda.”

 

Ejemplo de liquidación del impuesto de matriculación

Tal y como intentamos en todos los artículos de www.misfinanzasytudinero.com, y siempre que es posible, vamos a cumplimentar la explicación teórica anterior con un ejemplo de numérico a modo de ejemplo de cálculo. En este caso, como ejercicio de cálculo vamos a suponer que nuestro amigo Pepe, residente en Málaga, ha solicitado la matriculación de un vehículo nuevo, de 8 plazas, que emite 180 gr/km de CO2, para su uso y el de su familia, que tiene la catalogación de familia numerosa. Ni Pepe, ni su cónyuge, han disfrutado antes de beneficios fiscales por su condición de familia numerosa. En la factura recibida en la compra del vehículo consta como precio de fábrica 25.000€ y como base imponible de IVA 27.000€. Dos semanas antes de proceder a la matriculación del nuevo vehículo, Pepe ha tramitado la baja definitiva del que tenía hasta ese momento, comprado 6 años antes.

 

Antes de proceder al cálculo cabe decir que en este caso sí que se cumplen las condiciones del artículo 66.4 de la LIIEE especificadas anteriormente para disfrutar de la reducción del 50% en el impuesto de matriculación, es decir,

 

1.- el vehículo tiene una capacidad no inferior a 5 plazas y no superior a 9, incluida en ambos casos la del conductor.

2.- el vehículo se destina al uso exclusivo de una familia calificada de numerosa conforme a la normativa vigente.

3.- la primera matriculación definitiva del vehículo tiene lugar a nombre de uno de los padres de familia

4.- la matriculación del nuevo vehículo se produce transcurridos más de cuatro años después de la matriculación de otro vehículo (el vehículo turismo fue matriculado 6 años antes).

 

Al cumplir todos estos requisitos, y siempre que el nuevo vehículo no sea transmitido en el plazo de los cuatro años posteriores a la fecha de su matriculación, en cuyo caso se debería devolver el importe bonificado, se puede solicitar la aplicación de la reducción, la cual está condicionada a su reconocimiento previo por la Administración tributaria en la forma que se determina reglamentariamente (artículos 135 a 137 del Real Decreto 1165/1995, de 7 de julio, por el que se aprueba el Reglamento de los Impuestos Especiales, conocido como RIIEE), siendo además necesaria también la presentación ante dicha Administración tributaria de la certificación acreditativa de la condición de familia numerosa expedida por el organismo administrativo correspondiente.

 

Por lo que al cálculo se refiere, y de acuerdo a los datos de partida, se tiene que la base imponible del IVA, que es la que tenemos en cuenta como base imponible del impuesto de matriculación en este caso, asciende a 27.000€, si bien la misma ha de ser, de acuerdo a lo expuesto anteriormente, objeto de la reducción del 50%, ya que se cumplen los requisitos previstos ello. Por tanto, la base imponible del impuesto de matriculación asciende a 13.500€.

 

En cuanto al tipo impositivo, este es el aprobado por la comunidad autónoma donde se matricula el vehículo, que en este caso es Andalucía (de acuerdo con la Ley de Cesión de Tributos del Estado a las comunidades autónomas, estas últimas pueden llegar a incrementar los tipos de gravamen de la LIIEE en un 15% como máximo). Al tratarse de un vehículo con una emisión de CO2 entre 160 g/km y 200 g/km, el tipo de gravamen en la comunidad autónoma de Andalucía coincide con la del artículo 70 de la LIIEE (epígrafe 3º), en el cual se detalla que el tipo aplicable es del 9,75% para la península y las islas baleares.

 

En consecuencia, la cuota del impuesto de matriculación que tendremos que hacer efectiva ascenderá a, (teniendo en cuenta esta reducción del 50% en la base imponible del impuesto):

 13.500 € x 9,75% = 1316,25 €

E igualmente la misma cantidad es la que nos habremos ahorrado por disfrutar de la citada reducción.






Hasta aquí el artículo Impuesto de matriculación: Reducción para una familia numerosa, espero que te haya sido de utilidad. Para recibir más artículos como este, regístrate en el blog y te iré enviando de forma automática los que se vayan publicando. Solo tienes que introducir tu nombre y tu email en el apartado dedicado a ello en la barra lateral. Igualmente, si crees que este blog puede ayudar a más gente, comparte el artículo con familiares, amigos y conocidos en redes sociales.

 

Si necesitas asesoramiento fiscal y/o patrimonial profesional puedes solicitar mis servicios a través de la página de CONTACTO. Minimizaré tu factura fiscal y aumentaré tu rentabilidad patrimonial de forma garantizada y a un precio muy razonable. NO DEJES PASAR LA OPORTUNIDAD Y COMPRUÉBALO, VERÁS COMO QUEDAS SATISFECHO!!!

Compártelo en tus redes:Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someonePrint this page
Posted in Fiscalidad.

Deja un comentario